El cuadro para adorno
 

Haz un cuadro para adorno

Materiales

  • Una tabla.
  • Una cajita de crayolas de colores.
  • Dos “colas de pato” de tres clavitos.
  • Lápiz y goma.
  • Una vela.
  • Cerillos.
  • Un cuchillo de mesa.
  • Laca transparente.
     

1. Clava por la parte de atrás de la tabla, en cada uno de los extremos superiores, una cola de pato. Dibuja en la parte de enfrente de la tabla la figura que será el motivo de tu cuadro.

2. Prende la vela y colócala sobre un plato para que la cera no manche la mesa en que estés trabajando. Retira de las crayolas la etiqueta de papel.

 
  3. Derrite, poco a poco, sobre el dibujo la crayola que elijas para cada parte, dejando que gotee la cera y extendiéndola cuidadosamente con el cuchillo.

 

4. Continúa el mismo procedimiento hasta tener el cuadro terminado. Recuerda que es recomendable empezar con los colores oscuros y seguir progresivamente con los más claros y finalmente con el blanco. Deja secar.

 

 
 

5. Aplica una sola mano de laca acrílica en aerosol para preservar tu cuadro del polvo. Cuélgalo en la pared que hayas elegido.

 

Deja una respuesta